Contrainjerencia.com
Iniciando feeds...

Investigada por corrupción, la USAID sigue repartiendo los “millones para el desarrollo”

Mark-Feierstein

JEAN-GUY ALLARD – Colombia recibirá 170 millones, y Guatemala 100 millones en el nuevo plan de injerencia de la USAID en América latina, ha anunciado este martes 12 de febrero,  el ex agente de inteligencia y actual administrador adjunto de la Agencia para el Desarrollo Internacional (USAID), Mark Feierstein.Por otro lado, la controvertida ayuda norteamericana a la “reconstrucción” de Haití, la “seguridad ciudadana” en América Central y  la desestabilización en Cuba serán las tres prioridades para la intervención de EEUU en América Latina durante el segundo mandato de Barack Obama, según el funcionario.

Esta distribución de millones, se produce mientras el Departamento de Justicia estadounidense está investigando una posible manipulación de las licitaciones de la USAID  y sospecha la existencia  de una red de corrupción  implicando unos de los más altos cuadros de la agencia, denunciada por su papel de fachada de la inteligencia norteamericana.

Jefes de la USAID habrían intentado obstruir esa investigación, según documentos publicados, y entre los sospechosos se menciona al ‘número dos’ del  organismo estatal Donald Steinberg, amigo personal y jefe de Feierstein.

Steinberg y Feierstein viajaron juntos del 12 al 18 de diciembre último por Honduras, Guatemala y México, “para conocer el avance de los proyectos que impulsa” este organismo estatal norteamericano que se dedica a la injerencia.

Mark Barry Feierstein fue “jefe de proyectos” en la guerra sucia de EEUU contra los Sandinistas nicaragüenses en los años 1990 y asesor “especial” del embajador de William Clinton en la OEA.

Por encima de esto, este neoyorquino fue brazo derecho, para sus estrategias de propaganda política, del prófugo de la justicia Gonzalo “Goni” Sánchez de Losada, ex presidente de Bolivia que ordenó la masacre que causó la muerte de 67 personas, y heridas a unas 400, en octubre 2003. Bolivia ha reclamado reiteradamente la extradición del presidente asesino en los últimos años.

TELARAÑA MILLONARIA DE LA INJERENCIA

EEUU invierte mil millones de dólares anualmente en las operaciones “humanitarias” en Latinoamérica y el Caribe de su llamada Agencia para el Desarrollo Internacional (USAID), según anunció recientemente el mismo Feierstein.

 Martes, el funcionario  comentó a la  Associated Press, que “como parte de los esfuerzos por mejorar la seguridad ciudadana y promover el crecimiento económico” –terminología engañosa desarrollada por el Departamento de Estado –  Washington –  la USAID ha sellado un acuerdo de 42 millones de dólares con cinco organizaciones no gubernamentales de El Salvador.

Gracias a este plan en el país centroamericano, USAID planea estar presente en 50 municipios de ese país, dijo Feierstein, principal administrador de los designios de la agencia en esta parte del mundo.

“Es la alianza más grande en la historia de USAID con el sector privado local, y es la alianza más grande en Latinoamérica”, señaló justo  antes de viajar a El Salvador “para anunciar el convenio” (sic).

Acerca de Guatemala que recibirá 100 millones, Feierstein se limita a decir que los proyectos son similares a los de El Salvador y Honduras, y que en toda Centroamericana se han abierto “más de 100 centros de esparcimiento para jóvenes”, una estrategia orientada a “evitar que se involucren en actividades violentas”.

En el caso de Colombia, la USAID pretende desarrollar  programas que “reduzcan la producción de coca”, a través de la siembra de “productos alternativos” dijo insistiendo para decir que estos  mismos programas se implementan ya en Perú.

Las fundaciones financiadas por la USAID, deberán “entrenar a la población para prevenir la criminalidad y desarrollar llamados “programas de liderazgo” una técnica de acercamiento comúnmente desarrollada por la USAID, cuando lo necesita para sus maniobras de injerencia política.

Acerca de Guatemala que recibirá 100 millones, Feierstein se limita a decir que los proyectos son similares a los de El Salvador y Honduras, y que en toda Centroamericana se han abierto “más de 100 centros de esparcimiento para jóvenes”, una estrategia orientada a “evitar que se involucren en actividades violentas”.

En el caso de Colombia, la USAID pretende desarrollar  programas que “reduzcan la producción de coca”, a través de la siembra de “productos alternativos” dijo insistiendo para decir que estos  mismos programas se implementan ya en Perú.

La agencia federal estadounidense también trabaja en  México para “entrenar a abogados, jueces y fiscales de 11 estados en la transición a un sistema de justicia oral más transparente”, según dijo Feierstein, confirmando la presencia  de su personal en las zonas de más intervención policiaca y militar norteamericana en la guerra del narcotráfico.

Acerca de Cuba, Feierstein se abstuvo de detallar a la AP el contenido de  sus múltiples  planes, todos agresivamente subversivos por los cuales un subcontratista de una firma pirata subsidiada por la USAID cumple una condena a privación de libertad.

El dinero “destinado a Cuba” ha constantemente sido objeto de diversión de parte de los administradores de la USAID quienes han escadolasamente engrasado sus amistades políticas de la fauna mafiosa cubanoamericana de Miami. Revelaciones de auditoria oficiales  han demostrado en el curso de los años la complicidad de la USAID con auténticos estafadores que siguen inscritos permanentemente en la lista de los beneficiarios de las bondades millonarias  de la USAID.

Omnipresente en los planes de derrocamiento del Gobierno bolivariano en Venezuela, denunciada por sus actividades eminentemente sospechosas en Ecuador e invitada a salir del país en Bolivia, la USAID (expulsada de Rusia por injerencia hace muy poco) tiene una reputación bien establecida de colaboradora activa en los planes más sucios del gobierno imperial.

Nunca se podrá borrar de la historia de la agencia “de desarrollo” el caso de Dan Anthony Mitrione. Instructor norteamericano en técnicas de tortura, Mitrione  se apareció en Uruguay con credencial de la USAID, a finales de los 70, para adiestrar a represores, en un programa secreto de destrucción de las fuerzas de izquierda en toda América Latina.

Si en Honduras, se comprobó que la USAID colaboró con los autores del golpe de Estado, se sospecha que en el caso más reciente de Paraguay el personal de Feierstein estuvo presente detrás de los acontecimientos que permitieron a los nostálgicos del régimen  Stroessner de retomar el control de la nación.

Los actuales casos de corrupción solo confirman la existencia de una cara más de una agencia que encubre con una retórica noble los propósitos verdaderos de su existencia.

Deja un comentario

SU OPINION ES IMPORTANTE PARA NOSOTROS. No deje de compartirla sobre cualquier tema que publiquemos. Por favor, evita usar palabras que puedan ofender. Nos parece importante que nuestro sitio web tenga un nivel de discusión que corresponda con la calidad de todas las personas que nos visitan cuyo número no deja de crecer.