Contrainjerencia.com
Iniciando feeds...

La lucha del pueblo de Puerto Rico por su independencia sigue adelante

Compartir
Puerto Rico independenciaASIER ALTUNA / KAOSENLARED – Puerto Rico es un país ocupado, una colonia en manos de Estados Unidos que siente como poco a poco su futuro es más incierto dentro de esa potencia hegemonía mundial.

La historia de Puerto Rico es como otros tantos y tantos Países que tenemos conculcado el derecho a decidir el futuro de nuestros pueblos. Si en 1918 Woodrow Wilson proponía el ejercicio del derecho de autodeterminación para colonias que así lo decretaran, parece que se le olvido mirar a su entorno, ya para aquel entonces la población de Puerto Rico quería ser libre de su destino.

Tras la II. Guerra mundial y con la creación de la ONU, el 25 de de septiembre de 1952 Puerto Rico es considerado como Estado Libre Asociado (ELA) a los Estados Unidos de Norteamérica, con el visto bueno de las Naciones Unidas. Empieza desde entonces una batalla por la independencia por parte de un sector de los puertorriqueños.

Tal engaño estadounidense y de sus acólitos de la colonia tuvo rápida y contundente reacción del nacionalismo puertorriqueño. 1 de Marzo de 1954 un comando armado, liderada por Lolita Lebron, Irvin Flores, Andres Figueroa y Rafael Cancel Miranda hicieron un ataque armado contra el congreso de los EEUU.

En los últimos 40 años, la lucha del pueblo de Puerto Rico por su independencia no ha cesado, en ese camino han hecho uso de todos los métodos de lucha en sus manos, desde la lucha armada hasta la lucha política.

Hay el caso del movimiento armado Boricua o macheteros, uno de sus lideres carismáticos Filiberto Ojeda fue muerto en una operación del FBI en 2005. En esa operación hirieron de gravedad a Filiberto y lo dejaron morir por desasistencia, mientras la operación policial era retransmitida por todo el mundo.

Si en un principio las organizaciones independentistas si estuvieron relativamente unidos en defensa de la independencia hoy en día se encuentran muy desunidos con 4 movimientos independentistas y sectores sociales divididos.

A la vez el ELA cada vez tiene menos adeptos, si en 1952 contaba con el respaldo del 76,15% de los que votaron, en 1960 lo revalido con un 60 % y actualmente cuenta con un apoyo del 50%.

Reflejo de esa división han sido los últimos resultados de las elecciones y el plebiscito no vinculante que han tenido lugar el pasado 6 de noviembre. Podriamos decir que nadie salio satisfecho de estas últimas elecciones y del plebiscito.

El Partido Nuevo Progreso (PNP), en la gobernación en la pasada legislatura obtuvo una contundente derrota. El PNP, un partido colonialista- anexionista, defiende la integración plena de Puerto Rico a la unión americana, como un estado de los Estados Unidos. Por contra, el Partido Popular Democratico, afin al Partido democrata de los EEUU, se saldo con la victoria a la gobernacion con un 48% de los votos, Alejandro Garcia Padilla se valio de un discurso nacionalista para obtener la victoria.

El PPD es un partido colonialista, defensor del status actual de Estado Libre Asociado. El PPD busca un pacto de asociación libre con los EEUU, “que cumpla con lo estipulado en la carta magna de la descolonización” (Resolución 1514-1960). Otra victoria importante para el PPD fue hacerse con la capitalia, en San Juan, Carmen Yulin se hizo con la victoria, gracias a los apoyos de independentistas y de izquierdas. La tercera fuerza fue para el Partido Independentista de Puerto Rico (PIP), partido que en las últimas ha ido de más a menos obtuvo solo el 2,5% de los votos, lo único positivo en su caso fue la obtención de un legislador, legisladora en este caso, Maria Lourdes Santiago será la representante del PIP. En cuanto a los otros 3 partidos independentistas y de izquierdas que se presentaron ninguno de ellos paso de 1%.

Junto con las elecciones tuvo lugar el plebiscito sobre el status actual de Puerto Rico, plebiscito diseñado por el PNP y sin carácter vinculante como se ha hecho en otras tres ocasiones en 1967, 1993 y 1998. En esta ocasión constaban de 2 preguntas.

Primera consulta sobre; ¿Está usted de acuerdo con mantener la condición política territorial actual (Estado Libre Asociado)? El resultado evidencio nuevamente que el actual status de libre asociado cuenta cada vez con menos apoyos, en esta última el 51% rechazo el ELA.

Segunda consulta: Preferencias sobre Status o condición política, un 44,6% obto por la Estadidad es decir, ser un estado de los Estados Unidos, el ELA obtuvo un respaldo de 24,3%, mientras los independentistas obtuvieron solo el 4%. Hay que resaltar el voto en blanco promovido por el PPD, el voto protesta obtuvo más del 26% de los votos.

Posiblemente se habrá un nuevo tiempo en Puerto Rico, el Estado Libre Asociado en vigor en los últimos 40 años cada vez cuenta con menos respaldo en la sociedad, por contra la posibilidad de convertirse en el estado 51 de los Estados Unidos cobra fuerza, en ese caso el panorama que se habre es totalmente nueva para la sociedad puertorriqueña. Por contra, urge la necesidad de la unidad de los independentistas, unidad en la diversidad por una independencia nacional y justicia social.

La lucha tenaz y constante de los independentistas y de izquierdas de Puerto Rico ha impedido la asimilación política y cultural de Puerto Rico. Ejemplo de ello son los 3 presos políticos puertorriqueños, retenidos en las mazmorras de los Estados Unidos y la campaña que se esta llevando a cabo por su liberaciṕon.

Oscar Lopez Rivera, 68 años, 31 años en las carceles estadounidenses, Avelino y Norberto Gonzalez Claudio, son claro ejemplo de esa lucha por la independencia de Puerto Rico.

Desde Euskal Herria todo nuestro apoyo a los compañeros independentistas y nuestra adhesión a la exigencia de liberación de los presos políticos.

Deja un comentario

SU OPINION ES IMPORTANTE PARA NOSOTROS. No deje de compartirla sobre cualquier tema que publiquemos. Por favor, evita usar palabras que puedan ofender. Nos parece importante que nuestro sitio web tenga un nivel de discusión que corresponda con la calidad de todas las personas que nos visitan cuyo número no deja de crecer.